¿Qué es la equitación?

Podríamos definir la equitación como el arte de montar a caballo, una especialidad que se encuentra dentro de los deportes ecuestres, donde se evalúa tanto al jinete o amazona como al propio caballo.
Los criterios a evaluar en la competición, valorarán el rendimiento del jinete o amazona, así como el control del caballo, uso de ayudas, vestimenta adecuada a la disciplina en cuestión.

Por lo general, el factor de equilibrio de la amazona o jinete es evaluado con especial recelo, así como la limpieza y pulido del caballo y equipo.

Un buen jinete o amazona, en la práctica de equitación, debe estar siempre en equilibrio con el caballo, mantener una posición correcta en cada aire, en cada movimiento, y demostrar una presencia dominante pero relajada a la vez, capaz de dirigir el caballo prácticamente sin ayudas.

Índice

    ¿Para qué nos sirve y qué beneficios aporta?

    Se trata de un deporte que prácticamente lo tiene todo. Por un lado, tenemos el aspecto físico, ya que nos ayuda a tonificar y mantener en forma nuestros músculos (espalda, lumbares, piernas, glúteos...), los cuales ayudarán en la tarea de mantener una postura correcta.

    Por otro lado, a largo plazo reforzará la musculatura del corazón y capacidad pulmonar. No debemos olvidar que es un gran deporte para fomentar y mejorar el sentido del equilibrio, así como la coordinación motriz.

    Si hablamos de algo que realmente nos ha proporcionado este deporte como un auténtico beneficio, no podemos olvidarnos de la equinoterapia, hipoterapia o terapia asistida ecuestre. El resultado de esta técnica ha sido asombrosa promoviendo la rehabilitación de niños, adolescentes y adultos a nivel neurológico apoyándose en el caballo como terapia activa.

    Resulta muy eficaz con ciertas enfermedades, como el autismo, siendo un tema que hablaremos en otro artículo extensamente. Pero la práctica de la equitación no deja de sorprendernos, ya que su realización regular ayuda a superar miedos, adquirir confianza y gestionar problemas. Todo esto se debe a que para "controlar" a un animal como el caballo, es necesario saber gestionar y controlar las situaciones con calma y firmeza.

    Obviamente, montar a caballo requiere cierta disciplina y concentración, obligándonos a desarrollar nuestra capacidad mental. El contacto con la naturaleza y el conocer y dominar la compenetración entre un animal y su jinete o amazona, puede llegar a aportar todo lo necesario para relajarnos, disfrutar de la armonía y desconectar de nuestra rutina.

    tienda equitacion online

    ¿Qué debo tener en cuenta para empezar a montar a caballo?

    Es cierto que para muchas personas, la equitación no supone un gran esfuerzo físico, pero lo cierto es que se trata de un deporte muy completo que permite desarrollar adecuadamente la musculatura, incidiendo en mayor parte sobre las piernas, glúteos y lumbares.

    Sin embargo, la realización de la equitación como deporte no está aconsejada para personas con problemas de lumbalgia, malformaciones vertebrales, u osteoporosis entre otras cuestiones.

    Entre el material que es de uso indispensable, encontraremos el casco, ropa adecuada y botas de montar. Resulta obvio pensar que, al principio, es importante tomar clases en una de las muchas escuelas de equitación que hay hoy en día para evitar gestos o riesgos innecesarios.

    Subir